El canto de Mario.

Esta tarde la MUD ha convocado una rueda de prensa presentar una presunta conversación entre Mario Silva y Aramis Palacios, Teniente Coronel del G2 cubano. 




Dos veces escuché la conversación y sigo sin entender para qué la oposición presentó esto en vez de esperar que se publicara y difundiera por las redes sociales de forma anónima. Entre las diferentes versiones de este hecho, entre ellas la del mismo Mario Silva declarando que los 64 minutos de grabación no son más que un montaje, yo propondré otra. Después de haber escuchado pacientemente y buscado el significado, el motivo para el presente y para el futuro, he llegado a la conclusión de que sí es un montaje pero organizado por Mario Silva utilizando a la oposición. Parece más un discurso presidencial heredero de Chávez que una declaración y por supuesto no es ningún "rendir cuentas a un superior" como muchos se han apresurado a decir. No es una grabación clandestina, donde los interlocutores no saben que están siendo grabados y en el mismo Mario habla de ella.

Durante todo el discurso se habla de chavismo, de las bases del chavismo y de los corruptos, un discurso nada nuevo, aquel de "el chavismo no es el problema sino la corrupción" o el del pasado "Chávez quiere hacer las cosas bien, el problema son sus ministros". Silva sigue adulando a Chávez y no se mete con Maduro, sólo da consejos para mejorar su campaña y le advierte de Diosdado y los demás problemas internos dentro del gobierno. A la vez, estas declaraciones no lo comprometen a nada, no se habla de corrupción por su parte ni de traiciones. Mario se presenta como un chavista ideal, sincero y asustado por el rumbo de la revolución. Con este discurso se gana a los chavistas que dudan de la integridad de sus representantes y espabila a los que tienen el poder y pueden ayudarlo. Aún así, inteligentemente, sigue echándose flores abogando por lo emocional en dos niveles, provocando admiración y empatía. Esto lo logra cuando dice:

"A mí dijeron: No bajes al canal; no, yo si voy a bajar al canal, y yo bajé, el día lunes, yo a esa vaina no le tengo ningún miedo Palacios, y yo voy a estar en el canal y estuve lunes, martes, miércoles, jueves, viernes, metido en el canal, y nos íbamos armados hasta allá pues, como tenía que hacer"

Es la primera declaración seria por parte del chavismo dentro del chavismo y hecha pública en contra de todos aquellos que están guisando, como CADIVI o el SENIAT, cosas que todos sabemos, esas verdades de la calle de las que nadie busca pruebas pero todos tienen certezas. La diferencia es que Silva pone las pruebas sobre la mesa, con nombres y apellidos, cargos y citas. Es la respuesta que muchos seguidores esperaban porque dentro del país no todo es rojo y azul. Dentro del chavismo hay divisiones profundas y existen sectores que ahora se han ido a la oposición porque han visto que el chavismo se convirtió en la misma máquina de corruptos que se creó en los gobiernos adecos y copeyanos. Hay quienes todavía creen en el chavismo o por lo menos esperan con fe que aparezca alguien como quien escuchamos y que muy probablemente sea Mario Silva, denunciando todos los problemas de la revolución para luego resolverlos. En ningún momento se habla de Capriles y en el momento en que se habla de la oposición se les trata como oligarquía y se explica que si llegan al poder, se arruinaría el país. Es una crítica interna bien puesta en muchos niveles, hecha para desnudar a todos los personajes de la trama y dejarlos fuera de juego por los momentos e inteligentemente se le ha entregado a la oposición para que la lancen por su cuenta y así se pueda declarar que fue un montaje. Con tal, la bomba está lanzada, montaje o no, pero que sea la oposición la denunciante, provocará que los votantes inseguros se abriguen en Silva (revisen bien los mensajes de apoyo en su twitter) y por su parte él extiende su seguro de vida.

Los problemas internos dentro del PSUV nunca han sido un secreto pero nadie había tocado tantas teclas y en tan poco tiempo y con tanto detalle. El análisis de Mario Silva o del supuesto Mario Silva se puede comparar a los discursos más geniales de Hugo Chávez, por su capacidad de crecer, hundir a la competencia y crear simpatía. En particular hay tres movimientos fundamentales en este ajedrez político:
El primero es que declara su buena amistad con Maduro, el amor y el apoyo que le ofrece.

"Ten cuidado viejo, es mi percepción de todo corazón. Por último, cuida bien la maquinaria, llama al pueblo a organizarse, colectivos, todos a participar en esta batalla. Dejo la vida aquí contigo compa, recuerda que el Comandante es nuestro futuro, un abrazo."

Pero también muestra que sus consejos son útiles al punto de que "Nicolás cambió el discurso" tras hablar con él. 

La segunda jugada es el ataque a toda la corrupción y la mala fe, sobre todo hacia Diosdado Cabello, el hombre que ha sido siempre el cerebro tras el chavismo.

La tercera y la más genial de las jugadas del supuesto Mario Silva es ésta:

"En segundo término le ponen al lado todos estos tipos, todos estos artistas, convierte a la campaña en un show tipo Sábado Sensacional de Venevisión, y la gente comienza a tener arrechera y hay un rechazo a ese tipo de actos."

Esta última es una bala que mata a dos pájaros: lo vuelve paternal hacia Maduro y ataca no sólo a los artistas que apoyaron al chavismo sino también a toda la campaña de Capriles (no olvidemos Artistas con Capriles y toda esa telenovela) pero lo hace sin mencionar a Capriles ni muchísimo menos a Gledys Ibarra.

En definitiva, el discurso crea empatía por su franqueza y su toma de posición contundente, algo que se esperaba, y advierte al pueblo de los posibles planes de la oposición, bastante claramente.

"Porque más peligroso era la oposición con dos puntos por debajo, que con dos puntos por arriba. Exacto. ¿Qué genera todo el conflicto, el punto  y medio y la duda?
¿Qué generaba la reacción de todo ese 70/ 60% que tenemos en los barrios?. Que hubiese ganado con un punto y medio. Y ahí sí venía la guerra. Y la oposición no fue guevona."


No puedo creer que sea un montaje de la oposición porque no he visto decisiones ni discursos tan inteligentes por parte de ellos en todos estos años y en cambio, Mario Silva, allí desde su programa La Hojilla, insultando y riéndose, es un tipo maquiavélico y más inteligente de lo que parece, como muchos chavistas que están en el poder y que han seguido considerados por sus adversarios como imbéciles, permitiéndoles seguir en el poder.

"Este es un continente de caudillos, compadre" nunca había sido más cierto que en estos días y en nuestra porción de caribe.

Giulio Vita

POPULARES